Los objetivos de desarrollo sostenible: el nuevo desafío de las empresas

¿Qué son los ODS?

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible son los principios básicos que persiguen el fin de la pobreza, proteger el planeta, garantizando que todas las personas gocen de paz y prosperidad. Tienen su origen en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible, celebrada en Río de Janeiro en 2012.

En los últimos años, las empresas españolas le han otorgado a los ODS la importancia que merecen. Sin embargo, aún queda bastante trabajo por hacer puesto que actualmente existe una gran falta de objetivos concretos y cuantificables relacionados con estos objetivos.

Actualmente los objetivos más inmediatos para las empresas españolas son el ODS 13 (Acción por el clima), el ODS 8 (Trabajo decente y desarrollo económico), el ODS 5 (Igualdad de género), ODS 17 (Alianzas para lograr objetivos) y finalmente el ODS 4 (Educación de Calidad).

¿Qué beneficios otorga un buen seguimiento de los ODS a las empresas?

Estamos hablando de un camino a seguir por las empresas fundamental, puesto que gracias a los ODS se puede identificar y solucionar los riesgos derivados de la actividad, así como impulsar la innovación, reforzando de esta manera a los inversores, clientes empleados e incluso potenciales clientes y empleados.

Además de ello, los ODS ayudan a las entidades a obtener una muy buena perspectiva sobre las acciones de Sostenibilidad que llevan a cabo, de esta forma se puede evaluar los progresos realizados por la empresa y les permite amoldar a las necesidades de ésta, las estrategias corporativas a seguir basándose en parámetros tanto financieros como se ha venido haciendo siempre, como estos parámetros no financieros.